Noticias España

Bomberos rentados piden a Fiscalía que se investigue a voluntarios

Palencia.- El sindicato ha presentado además sendos escritos de queja ante la Junta de Castilla y León, la diputación de Palencia, el ayuntamiento de la capital y el ayuntamiento de Venta de Baños, por la actuación durante el accidente en el que dos hombres fallecieron al volcar su vehículo en una balsa de agua en Dueñas (Palencia).

Los bomberos denuncian que el Servicio de Emergencias 112 avisó a los bomberos de la Diputación de Palencia, que son voluntarios y «solo pueden actuar apoyando a los profesionales», en lugar de avisar a los del ayuntamiento de Palencia, que son profesionales, según ha explicado a EFE el secretario del sindicato y presidente de la Coordinadora Unitaria de Bomberos Profesionales de España, David Herrero.

El sindicato de bomberos considera que pudo haber «tentativa de omisión de auxilio, ya que cuando el Servicio de Emergencias avisó a los voluntarios no sabían si las víctimas estaban vivas», y un delito de «prevaricación, porque se usa a voluntarios para tareas profesionales, poniendo en peligro su vida».

De hecho, según los bomberos profesionales, los voluntarios que intervinieron en el accidente «pusieron en riesgo su propia vida porque no llevaban la equipación necesaria para una actuación en el agua de esas características».

Unas quejas que han trasladado a las cuatro administraciones competentes, a la Consejería de Fomento y Medio Ambiente de la Junta de Castilla y León, el Ayuntamiento de Palencia, a la Diputación provincial y al Ayuntamiento de Venta de Baños, a las que piden que se pongan en marcha las medidas necesarias para que esto no se repita.

Además, han decidido informar a la Fiscalía para que investigue si ha habido prevaricación, omisión de auxilio u otros delitos.

Una situación, que según el sindicato, se repite en otros puntos de la comunidad autónoma, «como sucedió en el accidente de Cuéllar en el que, debido a una mala intervención de los voluntarios, fallecieron dos ancianos en el incendio de su vivienda».

En cualquier caso, Herrero precisa que no tienen nada en contra de las agrupaciones de voluntarios, pero culpan a las administraciones, en concreto a la Junta de Castilla y León y a las diputaciones provinciales, de «incurrir en un delito al movilizar a los voluntarios».

Una situación que responde, según Herrero, «al abaratamiento del servicio» y que supone «un engaño a la sociedad, que cree que los voluntarios son profesionales».

«Además se amparan en que en las situaciones de emergencia nadie presenta reclamaciones», ha señalado.

Por su parte, la diputación de Palencia sostuvo, en un comunicado pocos días después del accidente, que se había actuado correctamente en base al protocolo que existe entre la institución provincial y el ayuntamiento de Palencia en materia de prevención y extinción de incendios y salvamento.

Fuente: www.lavanguardia.com

VIPER – Sistema de Gestión de Emergencias